fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Política

117 periodistas detenidos en lo que va de año en Estados Unidos cuando realizaban su trabajo

En sólo una semana de 2020 fueron arrestados más reporteros que en los tres años anteriores juntos y más del 36% de las detenciones fueron acompañadas de una agresión

117 periodistas detenidos en lo que va de año en Estados Unidos cuando realizaban su trabajo

El informe ‘US Press freedom in crisis. Journalists under arrest in 2020’ (Libertad de prensa de EEUU en crisis. Periodistas detenidos en 2020), publicado esta semana por los estadounidenses Freedom of the Press Foundation (Fundación para la Libertad de Prensa) y Committee to Protect Journalists (Comité para la Protección de los Periodistas) y basado en los datos recopilados por el también estadounidense US Press Freedom Tracker (Rastreador de la Libertad de Prensa de EEUU), refleja que el número de periodistas detenidos este año 2020 en Estados Unidos no tiene precedentes: en todo el pasado año 2019, el US Press Freedom Tracker verificó el arresto de nueve reporteros por realizar su trabajo; en lo que va de 2020, ha documentado 117 detenciones de periodistas en activo cuando realizaban su trabajo –lo que supone un aumento del 1.200%– y sigue investigando más de una docena más.

Y es que en sólo una semana de 2020 –la que va del viernes 29 de mayo al jueves 4 de junio–, en Estados Unidos fueron arrestados más reporteros que en los tres años anteriores juntos. Según refleja el ‘US Press freedom in crisis. Journalists under arrest in 2020’, las detenciones se produjeron en más de dos docenas de ciudades de todo Estados Unidos y más del 36% de ellas fueron acompañadas de una agresión. “Los periodistas fueron golpeados, disparados con balas de goma u otros proyectiles o rociados con agentes químicos, como gas lacrimógeno o gas pimienta”, asegura el informe, que recuerda que la inmensa mayoría de los arrestos se produjeron mientras los periodistas documentaban las históricas protestas por la muerte del negro George Floyd –que falleció el pasado 25 de mayo asfixiado por los policías que lo detuvieron en el barrio Powderhorn de Mineápolis, la ciudad más poblada el Estado de Minesota– y en apoyo al movimiento Black Lives Matter (Las Vidas de los Negros son Importantes). Algunos casos son especialmente sangrantes, como los de Fiorella Isabel Mayorca y Jonathan Mayorca –de ‘The Convo Couch’–, detenidos el 30 de mayo en Los Ángeles (California); Andrea Sahouri –de ‘Des Moines Register’–, arrestada el 31 de mayo en Des Moines (Iowa); Richard Cummings –freelance–, detenido el 1 de junio en Worcester (Massachusetts), o Robert Spangle –freelance–, arrestado el mismo día en Los Ángeles.

Aunque los casos especialmente sangrantes –en los que los periodistas están teniendo problemas legales a largo plazo– no acabaron la semana del 29 de mayo al 4 de junio, y es que ahí están los de Veronica Coit –de ‘The Asheville Blade’–, detenida el 9 de agosto en Asheville (Carolina del Norte); Pablo Unzueta –de ‘Daily 49er’–, arrestado el 8 de septiembre en Los Ángeles; Talia Jane –freelance–, detenida el 13 de septiembre también en Los Ángeles; April Ehrlich –de ‘Jefferson Public Radio’–, arrestada el 22 de septiembre en Medford (Oregón); Lynn Murphy –freelance–, detenido el 24 de septiembre en Richmond (Virginia); Brendan Gutenschwager –freelance–, arrestado el 8 de octubre en Wauwatosa (Wisconsin); Tomas Murawski –de ‘The Alamance News’–, detenido el 31 de octubre en Graham (Carolina del Norte); Chae Kihn –freelance–, arrestada el 1 noviembre en Nueva York; Sean Beckner-Carmitchel –freelance–, detenido el 3 de noviembre en Los Ángeles y vuelto a arrestar al día siguiente también en Los Ángeles; Vishal Singh –freelance–, detenido también el 4 de noviembre en Los Ángeles, o Clementson Supriyadi –freelance–, arrestado el 5 de noviembre en Portland (Oregón).

El director ejecutivo de la Freedom of the Press Foundation, Trevor Timm, ha denunciado que la Policía ha hecho “caso omiso” de los derechos de los periodistas “en todo el país” y “a un nivel asombroso” y ha destacado que el ‘US Press freedom in crisis. Journalists under arrest in 2020’ “muestra una crisis de libertad de prensa sin precedentes”. “A pesar de las decenas de detenciones ilegales y agresiones a periodistas que realizaban su trabajo, no nos consta ningún agente de Policía que haya sido acusado penalmente por esas escandalosas violaciones de los derechos constitucionales; esperamos que este informe estimule a los funcionarios locales, estatales y federales para actuar”, ha añadido.

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

Click para comentar

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes