fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Política

Agudo y la policía política del PP maniobraron para imputar a los agentes que investigaban al pequeño Nicolás y a Villarejo

Anotaciones de las agendas manuscritas del excomisario revelan seguimientos y otras maniobras contra los policías del caso del pequeño Nicolás. Villarejo contactó con periodistas como Eduardo Inda, Antonio García-Ferreras y Ana Rosa Quintana

Bayo Eugenio Pino Villarejo comisión Kitchen Congreso
El comisario jubilado de Policía José Manuel Villarejo

Pedro Agudo y miembros de la cúpula policial del PP maniobraron para desacreditar a los agentes que investigaban el caso Nicolay, la operación contra el pequeño Nicolás y que afectaba a José Manuel Villarejo, pieza clave de las cloacas del Estado. Así se desprende de una serie de anotaciones manuscritas en libretas incautadas al excomisario y a las que ha tenido acceso LUH. Estas revelaciones cobran especial importancia ahora, dado que Agudo es el policía que la cúpula del PP quiere colocar en un puesto clave de la Audiencia Nacional, según fuentes policiales, con el fin de controlar los casos más mediáticos y realizar filtraciones a los medios con fines políticos. “Es el nuevo Villarejo”, señalan a LUH.

Las anotaciones de Villarejo revelan que la investigación del caso Nicolay preocupaba al propio excomisario y a la cúpula de la policía política del PP desde un principio. En diciembre de 2014, según informes policiales, Eugenio Pino, Director Adjunto de la Policía, trató de detener esta operación policial amenazando al inspector que estaba al cargo del caso, Rubén López. En concreto, le recriminó haber incluido a Villarejo en las diligencias y le ordenó informar a sus superiores sobre cualquier avance que pudiera afectar al excomisario . Esas presiones no dieron frutos, y la comisión judicial liderada por Marcelino Martín Blas y el citado inspector siguió realizando pesquisas.

Pocos meses después, en junio de 2015, las agendas de Villarejo señalan que Pino estaba “preocupado por el contenido del sumario” y que estaba determinado a “ir contra Marcelino”. En la misma línea, Fuentes Gago quería “propiciar la imputación de Marcelino y Rubén” y estaba “decidido a dar caña” a ambos. “Dice que va a ir a tope contra Marcelino y Rubén”, escribe Villarejo. Sus anotaciones también reflejan que el excomisario de las cloacas mantuvo contactos en esas fechas con periodistas como Eduardo Inda (director de Okdiario), Antonio García-Ferreras (presentador de Al Rojo Vivo) y Ana Rosa Quintana (Telecinco) para comentar este asunto. Informes policiales señalan que Villarejo desarrolló una operación junto a medios afines para desacreditar a los agentes que ponían en riesgo sus intereses.

Filtraciones y seguimientos contra los investigadores

Los cuadernos de Villarejo también revelan que la cúpula policial del PP le informó de los avances en el caso que podían afectarle. Pino, por ejemplo, le advirtió de que la comisión judicial había solicitado acceso a determinados correos electrónicos, según una anotación de julio de 2016. En ese verano, también figuran apuntes que demostrarían que se realizaron seguimientos contra Marcelino Martín Blas y el inspector López: “Rubén, Marcelino, paraban en la zona de la Sagrada Familia”, puede leerse en una nota manuscrita por el excomisario, en la que figuran, además, los teléfonos de los policías perseguidos. Un año después, Villarejo redactó una nota donde refleja que las “gestiones” de Agudo lograron dejar el “tema Nicolay” ya “finiquitado”.

Esta última anotación data del 13 de septiembre de 2017. Poco antes, el juez que había ordenado la creación de la comisión judicial fue trasladado a la Audiencia Provincial. La nueva jueza del caso disolvió ese grupo de agentes y rechazó todas las actuaciones que le habían propuesto. En paralelo, la unidad policial que dirigía Pedro Agudo realizó seguimientos sin autorización judicial a los policías y facilitó fichas imágenes a la nueva jueza, que se basó en dicho seguimientos para imputar a los policías que habían investigado al pequeño Nicolás y a Villarejo. Aunque meses después determinó que no habían cometido ningún delito , los agentes y sus informes fueron desacreditados por medios como Okdiario.

Es decir, que según las anotaciones de Villarejo, la cúpula de la policía política del PP estaba interesada en detener la investigación que afectaba al pequeño Nicolás y al excomisario de las cloacas, y que Pedro Agudo habría realizado “gestiones” y seguimientos para desacreditar a los investigadores y lograr su imputación. Villarejo y el pequeño Nicolás están aún pendientes de juicio. Agudo, por su parte, está llamado a ocupar un puesto determinante que le permitirá controlar los casos clave.

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

Click para comentar

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes