fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Política

Casi 30 jóvenes siguen dispersados en cárceles marroquíes por sus protestas para reclamar una vida digna en el Rif

“Llevan sin recibir visitas desde el 18 de marzo, sus llamadas telefónicas están muy restringidas y, en plena crisis del coronavirus, carecen de asistencia sanitaria básica”, denuncia una activista rifeña, que destaca que dos de ellos iniciaron el pasado viernes una huelga de hambre indefinida

Casi 30 jóvenes siguen dispersados en cárceles marroquíes por sus protestas para reclamar una vida digna en el Rif
Los padres de Nasser Zafzafi y fotografías de su hijo y otros presos rifeños

La historia de lucha del Rif –territorio montañoso ubicado en el norte del Estado de Marruecos– es larga. Hace casi un siglo, la Batalla de Annual –más conocida por los españoles como el Desastre de Annual, por sus repercusiones para el Ejército español–, en la Guerra del Rif, dio lugar a la República del Rif (1921/26). Casi un siglo después, el Hirak al-Shaabi del Rif o Movimiento Popular del Rif se ha centrado en la reivindicación pacífica de derechos socioeconómicos y culturales, pero ni eso ha servido para frenar la represión sobre quienes reclaman una vida digna en un territorio que sigue sumido en la exclusión, la estigmatización y el subdesarrollo y que presenta las mayores tasas de desempleo y emigración de Marruecos, un problema heredado del reinado de Hassan II que sigue sin ser solucionado tras más de dos décadas de reinado de su hijo Mohamed VI, a pesar de todas sus promesas y de la reforma constitucional de 2011.

Al-Hoceima, octubre de 2016. Mouhcine Fikri, un vendedor de pescado rifeño de 31 años de edad, muere triturado por un camión de la basura cuando trataba de recuperar la mercancía de pez espada que la policía marroquí acababa de confiscarle. Tras la difusión de las escalofriantes imágenes de la muerte del trabajador, miles de personas se echan a las calles de la ciudad rifeña para exigir el fin de los abusos de poder por parte de Marruecos, en un manifestación espontánea que pronto se extiende por todo el Rif y acaba dando lugar al Hirak. Pero esas marchas pacíficas –muchas de ellas, con velas y flores– son respondidas con secuestros, detenciones, torturas, violaciones, condenas y encarcelamientos, según vienen denunciando diversas organizaciones de derechos humanos. “Hubo más de 1.000 detenidos y a día de hoy se sigue deteniendo a jóvenes hasta por compartir información en redes sociales”, explica a LUH Saliha Ahouari Al-Lal, activista rifeña en el Estado español.

Una “carnicería judicial”

Casi cuatro años después de la muerte de Fikri, un total de 26 personas, todas ellas condenadas judicialmente en junio de 2018, siguen dispersadas –“separadas, para intentar callar a los líderes”, denuncia Saliha– en las cárceles marroquíes de Ras Alma (Fez), Guercif, Al-Hoceima, Zayo, Silwan, Tánger I y II, Larache… Entre ellos, hay integrantes y dirigentes del Hirak –como Nasser Zefzafi, su rostro más conocido, o Nabil Ahamjik– condenados a 20 años de prisión por “conspiración para socavar la seguridad del Estado”, pero entre los centenares de represaliados en 2018 también hubo rifeños condenados por delitos menores como participar en una manifestación no autorizada o insultar a la policía, o seis periodistas locales que cubrieron las protestas. Activistas de derechos humanos denunciaron entonces una “carnicería judicial” llevada a cabo, ante un “ensordecedor silencio internacional”, para “asustar” a toda la población rifeña. “Miles de rifeños huidos de aquella represión se encuentran ahora en Europa como solicitantes de protección internacional”, apunta Saliha. En cuanto a los que fueron liberados tras cumplir sus condenas y siguen en el Rif, “su vida sigue sumida en el caos, estigmatizados por el Estado y sin poder trabajar”. En cuanto a los que siguen en prisión, “sus familiares atraviesan una situación dura”, pues “se están viendo obligados a endeudarse para poder visitar y ver a sus hijos en esas lejanas cárceles”, añade la activista rifeña. Por ello, el Hirak reclama a Marruecos, además del “cumplimiento de las legítimas demandas económicas y sociales” que motivaron las protestas de 2016, la “liberación inmediata de todos los presos políticos” y, hasta que esta sea posible, su “reunificación en una misma cárcel rifeña”, destaca Saliha. Y es que diversas organizaciones de derechos humanos están denunciando la situación en la que se encuentran estos presos dispersados en cárceles marroquíes, y más ahora, teniendo en cuenta la crisis sanitaria del coronavirus. “Llevan sin recibir visitas desde el 18 de marzo, sus llamadas telefónicas están muy restringidas y, en plena crisis del coronavirus, carecen de asistencia sanitaria básica”, denuncia la activista rifeña, que destaca asimismo que Nasser Zefzafi y Nabil Ahamjik iniciaron el pasado viernes una huelga de hambre indefinida en protesta por su situación y que han hecho un llamamiento a la solidaridad internacional.

En la Guerra del Rif, España bombardeó territorios rifeños con gas mostaza; casi 100 años después, pocas familias de las zonas bombardeadas hay sin algún caso de cáncer. En 1958, fue Marruecos quien –bajo el mando de oficiales franceses y la orden del entonces príncipe Hassan II– bombardeó el Rif, esta vez con napalm, fósforo blanco y bombas de fragmentación. El pueblo rifeño poco ha dejado de sufrir.

Comparte esta noticia

QUEREMOS SER UN DIARIO DIGITAL SIN INGRESOS POR PUBLICIDAD.

Las noticias que lees cada día en los medios no son gratis, alguien las paga.

En LA ÚLTIMA HORA! queremos ser independientes, solo queremos depender de ti.

HAZTE SOCIO AHORA

Click para comentar

Queremos garantizar que los debates y comentarios que se generen en nuestras noticias sean de la calidad que cada una de vosotras y vosotros merece. Por ello, tan solo nuestras socias y socios tienen la posibilidad de interactuar de esta forma, ÚNETE AQUÍ y colabora con la información que no rinde tributo a intereses privados ni poderes económicos.

Si tan solo quieres leer los comentarios,
PUEDES REGISTRARTE COMO USUARIO/A

QUEREMOS SER UN DIARIO DIGITAL SIN INGRESOS POR PUBLICIDAD.

Las noticias que lees cada día en los medios no son gratis, alguien las paga.

En LA ÚLTIMA HORA! queremos ser independientes, solo queremos depender de ti.

HAZTE SOCIO AHORA