fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Política

El plan de Biden por el bienestar social: subir impuestos a los más ricos y las grandes empresas

El presidente estadounidense cree que "ya es hora" de que las grandes fortunas paguen “la parte justa” que les corresponde según su riqueza

El plan de Biden por el bienestar social: subir impuestos a los más ricos y las grandes empresasEl plan de Biden por el bienestar social: subir impuestos a los más ricos y las grandes empresas

El actual presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, ha comparecido este miércoles ante las dos cámaras del Congreso, donde ha anunciado los siguientes pasos de su plan fiscal para alcanzar el bienestar social de todos los ciudadanos. En su discurso, el mandatario ha asegurado que ha llegado el momento de que los más ricos y las grandes empresas paguen “la parte justa”, es decir, lo que les corresponde según su riqueza y sus ganancias.

Biden ha asegurado que las grandes fortunas tienen que colaborar con sus impuestos para que, así, el gobierno pueda llevar a cabo importantes inversiones públicas de las que también terminarán beneficiándose. Un mecanismo con el que el presidente busca combatir la pobreza, que alcanza niveles muy elevados en el país norteamericano: “No estoy intentando castigar a nadie, pero no subiré los impuestos a la clase media de este país, que ya está pagando suficiente. Creo que lo que propongo es justo”.

Ante los discursos que señalan el plan fiscal de Biden como una amenaza para muchos ciudadanos, el presidente ha hecho hincapié en que las grandes fortunas tan solo suponen el 1% de la población estadounidense. “No impondré ningún aumento de impuestos a las personas que ganen menos de 400.000 dólares”, ha aclarado, desmontando así el argumento alertador de sus adversarios políticos, especialmente desde el bando republicano.

De esta forma, el plan de Biden hará que el 1% de los estadounidenses más ricos y las grandes empresas vuelvan a tributar el 39,6%, tal y como estaba establecido con el republicano George W. Bush hace tan solo unos años. Algo que aumentará la recaudación pública y que permitirá al gobierno llevar a cabo proyectos como su Plan de Empleo, el Plan de Infraestructuras o el Plan Familias, mediante el que se destinará 1,8 billones de dólares a medidas sociales con el fin de garantizar la protección social.

Pero Biden ha ido más allá y también ha anunciado medidas para evitar el fraude fiscal: “Muchas empresas también evaden impuestos a través de paraísos fiscales en Suiza, Bermudas y las Islas Caimán. Se benefician de las lagunas fiscales y las deducciones por la deslocalización de trabajos y la transferencia de ganancias en el extranjero”. Para combatirlo, el presidente ha asegurado que, desde el departamento de Hacienda, se actuará con contundencia para evitar este tipo de engaños que perjudican al conjunto de la sociedad estadounidense.

Para poner el broche de oro a su discurso ante el Congreso —el primero desde que llegó a la Casa Blanca—, el mandatario ha hecho una ardua defensa de las organizaciones sindicales que luchan por los derechos laborales de los trabajadores. Y es que Biden ha recordado que no fue Wall Street quien construyó el país, sino la clase media y los sindicatos. Unas declaraciones de índole reivindicativa con las que el mandatario ha rematado el anuncio de sus políticas transformadoras por el bienestar social de los Estados Unidos.

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

Click para comentar

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes