fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Política

“Hay que construir un partido unitario en la diversidad; que podamos aceptar la postura mayoritaria sin que esta arrincone a la minoría”

LUH entrevista a Luis Nieto, nuevo portavoz de Podemos en la ciudad de Madrid

“Hay que construir un partido unitario en la diversidad; que podamos aceptar la postura mayoritaria sin que esta arrincone a la minoría”
Luis Nieto, portavoz de Podemos en la ciudad de Madrid

Hace una semana, Luis Nieto fue elegido nuevo portavoz de Podemos en la ciudad de Madrid. A pesar de ser prácticamente un desconocido para gran parte de la opinión pública, trae consigo una larga trayectoria política que le llevó a hacerse con un 63% de los votos. Una mochila repleta de experiencias que comenzó a cosechar en su ciudad natal, Vigo. Las tierras gallegas fueron las primeras en verle en acción y, desde aquel momento, no hubo vuelta atrás. Allí, hace más de cuarenta años, un Luis Nieto adolescente tomó la decisión de luchar contra el franquismo. Con 15 años, se volcó con el nacionalismo independentista gallego y con la revolución contra la dictadura, siendo aquello el comienzo de una militancia política que le ha acompañado hasta el día de hoy. Pero Galicia fue tan solo su primer escenario. A sus 23 años, un joven Nieto cruzó el océano hasta llegar a América, donde vivió en tres países distintos: Honduras, Nicaragua y Guatemala.

Su estancia en el lejano continente le llevó a ver de cerca una revolución como la que tanto había ansiado años antes en España: “Me encontré con procesos en los que el pueblo se levantaba y se organizaba en acciones guerrilleras, como el Frente Sandinista, en Nicaragua. Aquella fue una revolución de la que yo formé parte. Y eso, indudablemente, me hizo absorber muchas cosas y hacerme muchas preguntas”. Nieto aprovecha su viaje en el tiempo para confesar lo que, para él, supuso una maduración política: “Aquello hizo que me cuestionara algunas ideas y que profundizara en otras. Por ejemplo, estar en contacto con culturas distintas me hizo replantearme el nacionalismo de cualquier tipo. Y, desde aquel momento, me considero un internacionalista. Soy gallego y sigo añorando el mar de Galicia allá donde voy, pero ya no lo sitúo como categoría política. Ahora, el lugar de nacimiento de una persona me parece algo así como un accidente”.

Además, Nieto confiesa que vivir la revolución es muy distinto a soñarla: “Descubrí las diferencias entre la teoría y la práctica. Comprendí los procesos, que en realidad son más pausados de lo que uno cree cuando es joven y quiere que todo ocurra al día siguiente. Entendí que la revolución es un camino que hay que hacer con la gente”. Un choque de realidad que le ayudó a evolucionar políticamente, pero que no le paralizó. Años después, en su regreso a España, Nieto buscó un lugar donde poder expresar y satisfacer sus inquietudes políticas.

Lo encontró en Izquierda Unida, en aquel momento liderada por Julio Anguita. Nieto se dedicó al Área de Cooperación y Solidaridad de la formación y fue testigo de cómo desde el poder se apuntó hacia la formación de izquierdas cuando esta comenzaba a cobrar fuerza. “Izquierda Unida fue un proyecto que respondió a la realidad de aquel momento y, al ver sus buenos resultados, a muchos no les gustó. Poderes económicos, bancarios y periodísticos se dedicaron a embestir al partido y a ejercer una presión brutal contra Julio Anguita”, asegura el portavoz. Algo en lo que cree que hay un cierto paralelismo con Podemos, a quien desde arriba empezaron a ver como un enemigo tras sus buenos resultados en las generales de 2015.

La capacidad de la izquierda de llegar a acuerdos

Al recordar las cuestiones internas que también influyeron en la debilitación de Izquierda Unida, Nieto reflexiona sobre la capacidad de la izquierda de llegar a acuerdos a través del respeto y la lealtad: “Por mi experiencia en otros países, es algo que parece afectar a la izquierda en general. Lo he visto también en América Latina, África y Palestina. ¿Podemos convivir en un mismo partido personas diversas que además pensamos diferente en muchas cosas pero que nos consideramos de izquierda transformadora?”. Una reflexión que afirma tener muy presente en su nueva aventura como portavoz de Podemos en Madrid: “Es un reto. Como portavoz, creo que hay que construir un partido unitario en la diversidad. Que podamos aceptar la postura mayoritaria sin que esta arrincone a la minoría. Y que esa minoría sea leal y asuma que no ha convencido”.

Para Nieto, parece estar ahí la clave del equilibrio: en el respeto de la postura mayoritaria y en la lealtad de la minoritaria. Algo que él relaciona con la concepción de ser un cargo público: “Un cargo público tiene que cuestionarse para no desviarse. Si ahora soy portavoz de Podemos, soy un servidor para la militancia de Podemos. Y si fuera cargo público, sería un servidor para quienes me votaron y quienes no lo hicieron. Eso es importante, la diferencia entre los que sirven para y los que se sirven de”, una distinción que el nuevo portavoz cree que a veces la izquierda no tiene tan clara.

Al recordar las rupturas de Podemos con Manuela Carmena e Íñigo Errejón, Nieto señala que fueron casos distintos. “Creo que el caso de Carmena fue un hiperliderazgo. Además, Ahora Madrid era un partido instrumental que tenía que gobernar y eso trajo muchas tensiones internas. Y era la primera experiencia de gobierno de la izquierda en Madrid después de muchos años. Creo que todo eso generó muchas disfuncionalidades”, admite. Cuando se refiere a la ruptura con Errejón, Nieto confiesa que fue un momento muy duro para Podemos: “Aquella estrategia fue distinta. Se va construyendo un partido estando aún en Podemos. No ocurrió de un día para otro, se fue gestando desde atrás. Y eso, el hacerlo de una forma no transparente, nos dejó con, además de la ruptura política, una ruptura de confianza”.

Una maniobra que, además, Nieto señala que ocurrió en un momento de lo más inoportuno: “Podemos tenía un conjunto de concejales en el Ayuntamiento de Madrid y había llegado a un acuerdo con Errejón para que fuera la cabeza de la comunidad autónoma. En un momento determinado, tanto Íñigo como estos concejales toman un camino que no es mayoritario en Podemos. Cuando eso ocurre, Podemos se encuentra en un momento delicado, porque se están discutiendo las listas municipales, y decidimos no presentarnos. Y eso tiene consecuencias: nos quedamos sin representación”. Una nula representación en la que, al otorgar responsabilidades, no duda en asumir su parte: “Desde Podemos tenemos que analizar y aprender de ello de cara al futuro”.

“Le damos mucha importancia a la política que se hace desde los barrios”

Pero, a pesar de no contar con representación, Podemos cuenta con 23 círculos y 2.000 militantes en Madrid. Por eso, Nieto considera que no es como si partiesen desde cero: “El trabajo que hemos hecho desde 2019 nos ha dado esa base, que es una fuerza muy potente para trabajar en esta ciudad. Le damos mucha importancia a la política que se hace desde los barrios y que parte de las propuestas e iniciativas de la gente. Además, somos un partido que gobierna, y que tiene representación en la Asamblea de Madrid”. En relación con la esencia de la formación morada de 2015, relacionada con un estar vinculada a los barrios, Nieto cree que sí es un factor importante: “Al haber pasado a las instituciones se pudo notar cierta ausencia en los barrios. Al no tener representación, ahora podemos dedicarnos a trabajar con la gente codo con codo e ir construyendo una telaraña que más adelante nos permita plantear una alternativa para el Ayuntamiento de Madrid que saque a la derecha”.

Ante la posibilidad de tener que relacionarse con Más Madrid y enfrentarse al partido de Íñigo Errejón en las elecciones de 2023, Nieto asegura que Podemos Madrid estaría dispuesta a dialogar con todas las fuerzas políticas sociales y económicas que quisieran sacar a la derecha de las instituciones. Aun así, el portavoz recuerda que la apuesta de su formación es Unidas Podemos, por lo que les espera un largo diálogo con Izquierda Unida por delante. Aunque el portavoz todavía desconoce cuál será el rol de Podemos Madrid en 2023, sí hay algo que tiene claro: “No es cuestión de si Más Madrid es nuestro enemigo a batir. Podemos tiene una propuesta, un programa y una visión de Madrid. Más Madrid tiene otra, y los ciudadanos elegirán. La intención de Podemos Madrid es convencer a la ciudadanía con argumentos, no en contra de los de otro, y atraer al votante con propuestas y en positivo”.

Construir una alternativa no es algo fácil. En cuanto a objetivos personales, Nieto distingue tres metas que, de alcanzarlas, le dejarían satisfecho. La primera, relacionada con la militancia: “Lo primero sería conseguir una militancia en la que todo el mundo sienta que puede canalizar sus aspiraciones políticas, sus conocimientos y sus habilidades. Una militancia en la que mejoren nuestros niveles de respeto, capaz de comprender distintas posturas y de integrar a aquellos jóvenes que no miran mal a Podemos”. Muy relacionado con esto se encuentra su segundo objetivo, centrado en mejorar el asentamiento de Podemos en los barrios: “Queremos que las personas militen en sus barrios y luego acudan a Podemos para ofrecer una visión desde el tejido social”.

Finalmente, la tercera meta de Nieto lleva la fecha de 2023: “Me gustaría poder ayudar a generar esa alternativa que saque a la derecha del Ayuntamiento”. Un objetivo para el que va a ser necesario el diálogo y la, en muchas ocasiones complicada, gestión de la diversidad. Unas dificultades de las que Nieto es consciente, pero ante las que se muestra ilusionado y con la firme creencia, fruto de sus vivencias, de que todo es posible a través del respeto, la tolerancia y la lealtad, fundamentales en el Podemos Madrid que el nuevo portavoz aspira a construir.

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

4 Comentarios

4 Comments

  1. ricardo

    20 de diciembre de 2020 17:56 at 17:56

    Estoy de acuerdo en lo de los cargos. La idea de que un representante es un encargado de la voluntad popular.
    Todo lo que Podemos ha influido en otros partidos tiene que volver a impregnarlo: la democracia interna.
    Entiendo que los ataques a Podemos desde 2015 fueron brutales. Incluyo las deserciones, las escisiones porque no se entienden salvo si se pretendia hundir el impulso de izquierdas.
    Aun asi, creo que Podemos tiene que crear un sistema de democracia directa con su militancia para la toma de decisiones y la eleccion de los temas y estrategias.
    Y trabajar conjuntamente y aunar electoralmente a todas las fuerzas de izquierda para lograr un cambio, incluso antes de llegar al poder.

  2. ESTRELL@

    21 de diciembre de 2020 08:12 at 08:12

    Mucha suerte , mucho trabajo y mucha fuerza.

    Aprender de los errores del pasado, no solo nos asediaron la derechas si no también los ambiciosos y traidores de la izquierda ; creo que Carmela tuvo al menos un gesto de humildad reconociendo su error pero Errejon ha seguido a su rollo como si nada, y esta bien la diversidad y crear proyectos distintos pero hay que ser un poco honestos e inteligentes para pensar en el bien común y en que la unión hace la fuerza , nos hicieron mucho daño y a demás innecesario.Por lo que por otra parte me alegro que ya no este en U.P y espero que termine donde merece estar.

  3. SANTIAGO zamora

    21 de diciembre de 2020 16:26 at 16:26

    Estoy de acuerdo. Y las minorías no deben perder la perspectiva de su peso real en todos los procesos.

  4. José A.

    22 de diciembre de 2020 20:15 at 20:15

    Interesante entrevista, que tengas aciertos por el bien de Podemos y del pueblo de Madrid y a ver si se aprenden dirigentes de otros territorios que son errejonistas camuflados y/o arribistas.

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes