fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Política

La conexión entre Sanginés-Krause y un escándalo de sobornos a líderes mundiales

El financiero y multimillonario mexicano al que vinculan con el caso de las tarjetas black de Zarzuela es socio de la fiduciaria Intertrust, vinculada a Odebrecht, la multinacional brasileña condenada en Estados Unidos por haber mantenido una ‘caja B’ para pagar casi mil millones de dólares para obtener ventajas en las adjudicaciones de contratos públicos

La conexión entre Sanginés-Krause y el escándalo Odebrecht
Allen de Jesús Sanginés-Krause

Existe una conexión entre Allen de Jesús Sanginés-Krause, financiero y multimillonario mexicano íntimo amigo del anterior jefe del Estado, Juan Carlos I, y al que vinculan con el caso de las tarjetas black de Zarzuela, y el escándalo Odebrecht –uno de los mayores casos de soborno, si no el mayor, de la historia–, por el que la multinacional brasileña del mismo nombre resultó condenada en Estados Unidos por haber mantenido una ‘caja B’ para pagar casi mil millones de dólares en sobornos a líderes mundiales.

Fundada por Norberto Odebrecht en 1944 en San Salvador de Bahía (Brasil), Odebrecht es la constructora que más creció de 1964 a 1985, es decir durante la dictadura militar brasilena. Pero treinta años después –en junio de 2015–, Marcelo Odebrecht, nieto del fundador y entonces director ejecutivo de la multinacional, fue imputado; y en marzo de 2016, condenado a 19 años y cuatro meses de cárcel por haber pagado más de 30 millones de dólares en sobornos.

Sanginés-Krause constituyó en noviembre de 2015 la española Sanlua Inversiones, de la que en julio del pasado año 2019 entró a formar parte, junto a él, la filial española de la fiduciaria Intertrust –multinacional holandesa que en abril de 2013 había sido comprada por el banco de inversión estadounidense Blackstone–, cuya filial luxemburguesa había fundado en marzo de 2015 Luxembourg Investment Company 68, que un año después pasó a llamarse Odebrecht Latinvest, filial luxemburguesa de la multinacional brasileña Odebrecht. La misma Odebrecht que en diciembre de 2016, ante el Departamento de Justicia de Estados Unidos, se declaró culpable de haber mantenido una ‘caja B’ para pagar de forma sistemática cientos de millones de dólares a líderes y altos cargos corruptos de Estados de todo el mundo para obtener ventajas en las adjudicaciones de contratos públicos.

Tras la investigación del escándalo Odebrecht –en la que la justicia suiza desempeñó un papel fundamental–, quedó acreditado que los directivos de la multinacional utilizaron el sistema financiero global para intentar camuflar, a través de empresas pantalla y de una forma muy sofisticada, los cientos de millones de euros destinados a sobornar a líderes mudiales.

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

1 Comentario

1 Comentario

  1. Ángel S.B.

    6 de noviembre de 2020 16:56 at 16:56

    Bueno esto no deja de ser vendettas entre delincuentes fiscales,monetarios etc…..pero de qué nos extrañamos? El mundo financiero a nivel planetario está basado en paraísos fiscales,evasión de capitales,evasión de impuestos etc.etc….Digame una corporación financiera de cualquier país que no cometa ningún delito financiero,fiscal,monetario etc.segun regulación (hipocrática mente aceptada)……Estamos gobernados por corporartocracias financieras y por encima de los Estados están ya también las empresas tecnológicas de información….Sabe Google de cualquier ciudadano que el propio Estado…..Estamos en un mundo cambiante de manera profunda que no sabemos dónde va abocarnos…..

    Salud y lll Republica Federal o Confederal Laica!!!!

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes