fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Cultura

La cultura no es un gasto. La cultura es una inversión

Cultura Gasto Inversión

Magüi la amiga, la actriz, la directora, la súper premiada, la gran diva, la gran dama, la cercana, la culta, la insaciable teatrera... lo siento porque me quedo con todas esas Magüis y todavía me quedo corta. Conocí a esta mujer, feminista también en todas sus facetas, en un rodaje con Pilar Miró, siempre llorada. Magüi fue una de sus actrices-fetiche. Y luego, salvo un par de veces que he comido con ella en su casa de Madrid y el refugio de Segovia, siempre la he visto trabajando o hablando de lo idem. Si digo que es una mujer interesante caigo en el odioso tópico. Así que MAGÜI, mi amiga, ha querido charlar conmigo para este periódico.

P. El mundo de la Cultura en nuestro Estado siempre ha estado endémico y necesitado de ayudas externas, pero ahora lo veo en modo muerte súbita. ¿Cómo lo valora y qué soluciones aplicaría a esta enfermedad?

R. Hay un error palmario cuando se habla de ayudas a la cultura. La cultura no es un gasto. La cultura es una inversión en civilización, educación y progreso. Nos parecen ayudas justas a la agricultura, la industria del automóvil y no están demonizadas como el sector cultural, una industria que genera riqueza, aunque no siempre a quienes la producen y que supone el 3,5 del PIB en nuestro Estado. Si quienes marcan la política cultural lo entendieran y fueran capaces de priorizar la Ley de Mecenazgo, invertir en Cultura y Patrimonio, la gran ciudadanía saldría ganando.

P. Nuestra sociedad, la que ama la cultura, asiste perpleja ante la contradicción de permitir más aforo en bares y terrazas que en cines y teatros. ¿Le parece injusto, alarmante, patético… o simplemente de una clase política que es muy cateta y la cultura es una especie de obligación?

R. No diría que no ama la cultura nuestra clase política, pero afirmo que en muchos casos mantienen una actitud perversa. La consumen en su vida cotidiana, por verdadera necesidad en el mejor de los casos o por frívolo postureo para acreditarse como seres instruidos y sensibles.

P. Sé que en su sector se está pasando hambre y necesidades vitales. Cuando hice un reportaje sobre “las colas del hambre en esta pandemia” a personas conocidas y otras anónimas, todas trabajadoras de su gremio. ¿Qué podemos hacer como tejido social sensible con este horror?

R. Difícil. Viene de lejos. La dictadura nos arrancó el cordón umbilical que nos enganchaba a países de nuestro entorno con los que crecimos culturalmente. Nos quedamos en dique seco, la mujer perdió visibilidad y espacio. Hemos tenido que reinventarnos y nuestro sector no tiene los mismos cimientos legales que países vecinos. Esta calamidad nos ha sorprendido mal enraizad@s y nos ha tumbado. ¿Qué podemos hacer? Gobernar bien. Rentabilizar. Retribuir en su justa medida a la creación. Valorar nuestra cultura como fuente de riqueza. Como instrumentos de diálogo, de cohesión social, de igualdad… y como potenciador de valores solidarios y alimento de nuestro pensamiento.

P. La acaban de nombrar por L’Academia d’Audiovisuals de Valenica, su tierra, como mejor actriz de reparto por su participación en la película de Achero, Un mundo normal. ¿Un reconocimiento más entre los muchos que ya atesora o algo más especial?

R. Algo muy especial sin duda, porque celebro y mucho la la creación de L’Academia. El País Valencià debe potenciar a sus artistas, hay mucho talento perdido en el desierto y me hace muy feliz formar parte de mi familia y ser considerada por mis compañer@s valencianes.

 

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

Click para comentar

Queremos garantizar que los debates y comentarios que se generen en nuestras noticias sean de la calidad que cada una de vosotras y vosotros merece. Por ello, tan solo nuestras socias y socios tienen la posibilidad de interactuar de esta forma, ÚNETE AQUÍ y colabora con la información que no rinde tributo a intereses privados ni poderes económicos.

Si tan solo quieres leer los comentarios,
PUEDES REGISTRARTE COMO USUARIO/A

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes