fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Opinión

La estafa y la decencia en política

Con la compra de diputados del partido naranja por el Partido Popular en la región de Murcia, se ha vuelto a escribir sobre la democracia española un capítulo más del transfuguismo político, esa negra sombra que desde la restauración constitucional no ha dejado de acompañarnos. Su perduración al cabo de más de cuarenta años denota un alarmante grado de deterioro democrático.

Prefiero no poner nombre a quienes han hecho pública en las últimas semanas lo que a todas luces es una estafa política y una flagrante anomalía del sistema político vigente, pero no me puedo resistir a buscar los antecedentes de ese estigma que, sin remontarnos más allá en la historia, están en los orígenes mismos del régimen de 1978, tal como registró Jorge de Esteban en El fenómeno español del transfuguismo político y la jurisprudencia constitucional.

En dicho artículo, publicado en la Revista de Estudios Políticos en 1990, el autor cifraba en 89 los casos en que un diputado cambió una vez de grupo político a lo largo de 16 años, si bien el número se incrementa hasta los 180 si contáramos cada una de las adscripciones de un mismo diputado a un grupo distinto como una unidad a lo largo de las cuatro primeras legislaturas, puesto que algunos figuraron en cuatro y hasta cinco grupo parlamentarios diferentes.

El mismo Jorge de Esteban consigna que no hay ejemplo en la política comparada de una democracia que en poco más de tres lustros haya registrado tan alto número de tránsfugas en el Congreso de los Diputados, siempre durante una misma legislatura. Esa anomalía, a la que llama con toda propiedad cáncer de nuestro sistema político, puede actuar como un torpedo contra la línea de flotación de la democracia por falsear la representación política, debilitar el sistema de partidos, perjudicar la gobernabilidad, favorecer la corrupción y deteriorar la cultura política democrática, según hemos podido comprobar en España.

Frente a ese transfuguismo lacerante para la salud democrática del país, estos días hemos asistido a una lección de dignidad ética y política insólita en medio de tanto trepador sin escrúpulos de conciencia como los que se han asomado estos días a la actualidad para no perder sus mamandurrias. Se llama Ángel Hernández, el mismo que se enfrentó a quienes se opusieron y oponen al derecho a una muerte digna –hoy realidad gracias a la ley de eutanasia- y favoreció ese final a su compañera, después de soportar durante años el dolor y el sufrimiento en que se había convertido su vida.

A Hernández le propuso Unidas Podemos figurar en las listas como candidato a la Asamblea de Madrid y Ángel agradeció el ofrecimiento, pero renunció a ello porque un escaño de diputado suponía que pudiera llegar en calidad de aforado al juicio que tiene pendiente por haber ayudado a morir a María José, con el consiguiente furor cainita de la derecha mediática, ya suficientemente envilecida en sus arrebatos contra Unidas Podemos.

Ángel Hernández quiere presentarse como Ángel Hernández ante los tribunales, con toda la dignidad y honra de quien luchó por un derecho que ya es un hecho. Y también quiere dejar constancia con su voz de luchador antifranquista, en coherencia cabal con la decisión que tanto lo ennobleció en su día como ser humano, que hará lo posible para que el 4 de mayo el voto a la decencia le pueda al que no deja de mirar hacia atrás con la ira del resentimiento, la intolerancia y el encono retrógrados.

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

1 Comentario

1 Comentario

  1. joaquín archidona acedo

    29 de marzo de 2021 21:44 at 21:44

    La baja calidad, moral de la Política Española aporta tal cantidad de indignidad en personajes oportunistas que no sabrian vivir de ninguna otra profesión, de la que tendrian que responder con responsabilidades,,, a la primera pifia.-

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes