fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Política

La juventud de Linares quiere un futuro en su tierra

Analizamos las protestas de las últimas semanas y cómo los jóvenes se ven reflejados en ellas a través de los medios de comunicación

Hace dos semanas, el municipio de Linares situado en la provincia de Jaén fue noticia por las protestas en las calles por la agresión de dos policías nacionales fuera de servicio a un hombre y su hija, menor de edad, en la puerta de un bar de la localidad. La forma en que se detuvo a los culpables y se trató a las víctimas, las noticias de otros abusos que ya se conocían, hicieron que la gente al enterarse o conocer la noticia por medio de las redes, saliera a protestar. Para colmar el vaso de abusos, en el transcurso de esas protestas la Policía Nacional abrió fuego real en las inmediaciones, hiriendo a un joven de 21 años y a una mujer. Fuentes de la Policía Nacional del municipio aseguran que el incidente se trata de "un lamentable error" y que se había abierto una "investigación interna" sin que de esta hayan existido noticias y sin que nadie haya sido puesto a disposición judicial.

Durante aquellos días, desde Acción Feminista Linares, denuncian ese y otros abusos de la autoridad sucedidos en la localidad.

¿Por qué más protestan en Linares?

Si analizamos el contexto en el que llegan estas protestas descubrimos que es una localidad que ha sufrido y aguantado muchos azotes socioeconómicos. Las altas tasas de paro, desde el cierre de Santana Motor en 2011, fábrica automovilísticas importante en toda Andalucía y generadora de empleo en la localidad para varias generaciones que habían adaptado su vida al trabajo en la Fábrica o  El Corte Inglés de Linares que cierra este mes sus puertas después de 18 años y daba trabajo a más de 200 personas. Todo esto, como en todas partes, agravado por la pandemia deja en las nuevas generaciones una sensación de esplendor perdido y sienten que en los medios para colmo, se les criminaliza.  Y es que estos días hemos visto en los medios diferentes enfoques de lo sucedido, algunos criminalizan y señalan (como hacen con todas las protestas) otros se van al otro lado sin mirar a dónde apunta el dedo. Desde LÙH hemos querido charlar con un joven de la localidad jiennense para que nos cuente cómo lo está viviendo él desde allí y cómo se ven reflejados él y su generación en los medios de comunicación estatales. Su nombre es Álvaro Villén tiene 23 años, del Círculo de Linares y forma parte de los jóvenes que se han organizado buscando soluciones a los problemas estructurales que asolan a la localidad.

Pregunta: ¿Cómo están viviendo todo esto que está pasando?

Respuesta: Vivimos una situación difícil que arrastramos desde varias décadas atrás. Ahora mismo hay varios círculos y movimientos de jóvenes que queremos luchar por Linares y queremos un futuro aquí en Linares porque tal y como está la situación es imposible tener aquí un futuro y tenemos que ver cómo año tras año amigos y ciudadanos tienen que irse a buscarse las habichuelas fuera de aquí.

Pregunta: Linares tuvo una época de esplendor económico, y ahora parece que tu generación se encuentra entre las glorias del pasado y la dureza del presente.  ¿Cómo lo afrontan?
Respuesta: Yo la verdad es que tengo suerte porque mientras termino la carrera de Educación Social y en los cuatro años que he estado cursándola lo he ido compaginando con la aceituna, en verano intento buscar cosas relacionadas con mis estudios yéndome a campamentos con personas con diversidad funcional y con eso puedo ir tirando. Pero la realidad es que desgraciadamente la gran mayoría tiene que salir de Linares y eso es lo que no queremos. Nosotros estamos en continuo movimiento y reivindicación pero los gobernantes tampoco nos ofrecen las mejores soluciones porque tanto entre los que han gobernado en Linares como los que están gobernando y hasta la propia oposición, no hay ninguno que sintamos que quiere luchar por Linares o que quiera a Linares. Entre todos ellos se lavan las manos, aunque la culpa de todo esto no es sólo de ellos se suma la ineptitud de ellos el ninguneo que tenemos desde hace varias décadas con la Diputación de Jaén. Hasta demasiado tarde se ha empezado a mover la gente. Estábamos muy conformistas.

Pregunta: ¿Has salido a manifestarte estos días?

Respuesta: Sí. Hace dos semanas el día de las agresiones pero claro, los medios lo cuentan yendo al morbo porque no fue tanto así. Habían muchas familias, mucha gente joven responsable, que estaba harta de la situación de Linares y lo de los policías fue la gota que colmó el vaso. Eso fue lo que removió a las masas e hizo que saliéramos a las calles. Siempre hay grupos minoritarios que arman escándalo y acaparan al final la atención.  Sería bueno luchar todos por Linares e ir todos a una.

Pregunta: ¿Cómo se han sentido tratados por los medios?

Respuesta: La mayoría actúan yendo al morbo y tergiversando las cosas y eso ensucia y atrasa a la gente que queremos tirar adelante.

El derecho a la rabia

Twitter suele suceder muy rápido y contener a veces lo peor del ser humano pero otras alberga y conserva buenas reflexiones. Es el caso de una que hizo el economista y directivo de la Sociedad Cultural Gijonesa, Luis Miguel González que nos invitaba en un tuit a no confundir el detonante con las causas, poniendo como ejemplos y entre otros, las protestas de Barcelona y de Linares.

"Lo que pasa es que señalar la causa (y afrontarla) es mucho más difícil que atajar el detonante"

Desde LÙH hemos querido preguntarle qué le movió a escribir este hilo de Twitter en medio de todo el ruido mediático.

Pregunta: ¿Qué te llevó a escribir ese hilo?

Respuesta: Fue un desahogo personal porque me di cuenta de que los medios de comunicación estaban haciendo una lectura muy sesgada sobre los acontecimientos que estaban sucediendo en Linares y Catalunya. Además haciendo una lectura muy superficial poniendo a los jóvenes como simples delincuentes que buscan el caos porque sí y al hacer esa lectura se está justificando que se use la fuerza del Estado contra ellos, los antidisturbios. Superficial porque por ejemplo, Linares es una región que combina una tasa de abandono escolar alta y tasas de desempleo juvenil altas. Esa es la lectura.

P: ¿Se están llevando los jóvenes la peor parte en estas crisis?

R: Lo que estamos viendo en estos últimos meses de la pandemia es que hay jóvenes que no van a estudiar por el tema del fracaso escolar y una vez que abandonen su etapa educativa van a ser lo que en economía se denominan outsiders; trabajadores precarios que entran y salen del mercado laboral y eso unido a que es gente que en la flor de la vida no puede salir a divertirse es una olla a presión donde las frustraciones van haciendo que la olla se tensione. Pero claro, si realmente se hace este análisis profundo la conclusión es que hay condicionantes de fondo en la estructura social, en la base económica, pero esa lectura son jardines donde los mass media no quieren entrar: el mercado laboral, la educación o la economía o la estructura de oligopolio de este país. Yo el vandalismo, o el asalto a los comercios, no lo puedo apoyar pero lo que quiero decir es que eso tiene unas explicaciones más complejas y profundas que las que están dando los medios de comunicación de masas.

 

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

Click para comentar

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes