fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Política

Las trabajadoras del hogar celebran un “avance” en la lucha por sus derechos laborales

La Inspección de Trabajo pone en marcha una campaña para que su remuneración, y con ella su base de cotización, no sea inferior al actual SMI.

Las trabajadoras del hogar celebran un “avance” en la lucha por sus derechos laborales
Movilización de trabajadoras del hogar

Las trabajadoras del hogar son un colectivo especialmente feminizado –según la EPA (Encuesta de Población Activa) del primer trimestre del pasado año 2020, de los 576.000 empleados del hogar que existen en España, 505.000 son mujeres– y especialmente afectado por dos elementos –la irregularidad y los bajos salarios– especialmente determinantes para la precariedad laboral. Además, la crisis derivada de la pandemia de COVID-19 ha agravado la ya especial situación de vulnerabilidad de estas trabajadoras.

No obstante, la Inspección de Trabajo y Seguridad Social ha puesto en marcha una campaña inspectora –‘Plan de actuación de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social en el sector del hogar’– para que la remuneración, y con ella la base de cotización, de las trabajadoras del hogar no sea inferior al actual SMI (Salario Mínimo Interprofesional): 950 euros al mes si son 14 pagas y 1.108,33 euros al mes si son 12 pagas para la jornada completa y 7,43 euros por hora para la jornada por horas. “La persona empleadora debe cumplir, si no lo hace ya, con eso”, han destacado a LUH fuentes de la Inspección de Trabajo consultadas por este diario. “Se trata de regularizar el salario y las cotizaciones, según los tramos de cotización estipulados, de las personas empleadas de hogar, que en muchos casos no se adaptan al SMI”, han añadido, una cuestión que se agravó con la subida del SMI a 900 euros al mes en 2019 y a 950 en 2020.

El Régimen Especial de la Seguridad Social de las trabajadoras del hogar está integrado en el Régimen General de la Seguridad Social mediante el establecimiento de un Sistema Especial. Se trata de “una campaña informativa y de sensibilización”, destinada a “recordar a las personas empleadoras de este Sistema Especial que tienen que actualizar y regularizar la situación de las personas empleadas, un sector altamente feminizado y precarizado”, han añadido.

Pero no se trata sólo de eso; se trata también de “combatir la economía irregular en el sector del empleo de hogar”, y por eso el plan recuerda a las trabajadoras de hogar “la posibilidad de dirigirse al Buzón de la Inspección de Trabajo, en el que de forma anónima la persona empleada puede poner sus condiciones de trabajo en conocimiento de la Inspección”. Y es que la Inspección de Trabajo es el servicio público encargado de velar por el cumplimiento de la normativa laboral y de la Seguridad Social, evitando en lo posible las irregularidades, y de exigir las responsabilidades correspondientes. Para ello, cuenta entre otras cosas con ese Buzón para recibir información, proporcionada de forma anónima, sobre comportamientos que impliquen abuso y precarización laboral.

“Muy contentas”

La asociación SEDOAC (Servicio Doméstico Activo) la pusieron en marcha “mujeres de diferentes nacionalidades” que, “cansadas de pertenecer a un sector invisible, vulnerable y precario”, unieron sus fuerzas para luchar por “la igualdad plena” y “el ejercicio de los derechos laborales, políticos, sociales y civiles sociales, políticos, laborales y civiles” de todas las trabajadoras –y trabajadores– de hogar en el Estado español.

“Estamos muy contentas y celebramos este pequeño paso hacia esa igualdad de derechos que merecemos, sobre todo porque era una injusticia y una excepción que había que corregir que, habiendo trabajado y cotizado a la Seguridad Social todo este tiempo, en los registros apareciera no una cotización del 100% sino inferior, lo que nos afectaba grandemente a la hora de recibir prestaciones por baja enfermedad, por baja por maternidad… y no digamos en el tema de las pensiones”, ha declarado a LUH, consultada por este diario, la presidenta de SEDOAC, Carolina Elías. La lucha de las trabajadoras del hogar ha logrado que ya no tengan que seguir siendo ellas mismas quienes reclamen su regularización a sus respectivos empleadores, sino que sea la propia Administración la que haga ese “llamado” a regularizar la situación de estas trabajadoras.

No obstante, Elías ha apuntado que aunque la medida ha supuesto un “avance”, incluso en ese punto concreto “faltaría un paso más”, y es que esa exigencia de regularización de salarios y cotizaciones al menos por el momento afecta sólo a las trabajadoras del hogar que lo son a jornada completa “y no a las de media jornada ni a las que trabajan por horas, que quedan fuera”, cuando “tendría que ser obligatorio para todas las altas de la Seguridad Social que están en la actualidad”.

“La primera remesa de comunicaciones enviadas para esa regularización de salarios y de cotizaciones es de 45.000, pero se irá ampliando y actualizando”, han asegurado a este respecto las fuentes de la Inspección de Trabajo consultadas por LUH.

Otro tema que preocupa a la presidenta de SEDOAC: “Nosotras no cotizamos por salarios reales sino por una base de cotización que va por tramos; eso y el hecho de que mensualmente no estén emitiéndose nóminas ni reportándose constantemente a la Seguridad Social ni las horas extras ni nada nos deja en esa situación de vulnerabilidad de que se te paga lo que se te paga pero no se cotiza todo, y eso es una defraudación que la Seguridad Social estaba permitiendo”, ha explicado, y en este sentido se ha preguntado “qué pasa con esas trabajadoras que hasta antes de esta normativa han venido sufriendo toda esa situación de falta de reportar correctamente a la Seguridad Social –que ganaban 900 o 950 euros pero que en el reporte a la Seguridad Social aparecía no el 100% sino por ejemplo que todavía ganaban 800 euros– pero que ya no están con sus empleadores; muchas han sido despedidas con la pandemia, como las internas que ha fallecido la persona mayor a la que cuidaban”.

“Pueden denunciar ante la Inspección o comunicar, a través del Buzón de la Inspección, cualquier irregularidad, que no haya prescrito, producida antes de su despido, y será una actuación prioritaria para la Inspección de Trabajo y Seguridad Social”, han explicado a este diario las fuentes de la Inspección de Trabajo.

En cualquier caso, SEDOAC pretende abordar estas y otras cuestiones, relacionadas con los “compromisos del actual Gobierno” con las trabajadoras del hogar, en sendas reuniones con la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz (Unidas Podemos) y con el ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá (PSOE). Ambos ministros se han comprometido a recibir a la asociación, pero –según ha confirmado Elías a LUH– ambas reuniones siguen pendientes de fecha.

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

Click para comentar

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes