fbpx
Síguenos en

Búsqueda

LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS

Inicio de sesión ¡Bienvenido/a de vuelta!

¿No tienes cuenta en LA ÚLTIMA HORA NOTICIAS? hazte socio/a ahora

Política

Subir impuestos a los más ricos es posible: el ejemplo de Nueva Zelanda

Con compromisos electorales como ese –que la primera ministra, Jacinda Ardern, ya se está encargando de cumplir–, el Partido Laborista lograba revalidar su mandato al recibir en las generales del pasado mes de octubre su mayor apoyo electoral en el último medio siglo.

Subir impuestos a los más ricos es posible: el ejemplo de Nueva Zelanda
Jacinta Ardern, líder del Partido Laborista de Nueva Zelanda y primera ministra del país

Nueva Zelanda ha demostrado –ha vuelto a demostrar, porque no es el primer Estado en hacerlo– que subir impuestos a los más ricos es posible incluso desde las posiciones socialdemócratas en las que se enmarca el laborismo neozelandés. Nueva Zelanda acaba de subir los impuestos a los más ricos, una medida que –junto con la del aumento del salario mínimo, que pasa de 18,9 dólares neozelandeses (11,3 euros) a la hora a 20 dólares neozelandeses (12 euros) a la hora, lo que beneficiará a 175.000 trabajadores– ha entrado en vigor este mes de abril. Así, el impuesto máximo ha subido desde el 33% hasta el 39% para quienes ganan más de 180.000 dólares neozelandeses (107.320 euros) al año, que representan el 2% de los contribuyentes neozelandeses. Sin que pase nada.

Ambas medidas –la subida de impuestos a los más ricos y el aumento del salario mínimo– formaban parte de los compromisos electorales que la primera ministra neozelandesa, la laborista Jacinda Ardern, había adquirido no sólo para luchar contra la desigualdad sino también para impulsar la economía tras la etapa más dura de la pandemia de coronavirus. Y es que, según las estimaciones oficiales, la subida de impuestos a los más ricos –incluida en una serie más amplia de medidas tributarias– reportará a las arcas públicas 550 millones de dólares neozelandeses (328 millones de euros) adicionales para este año 2021 y 634 millones de dólares neozelandeses (378 millones de euros) adicionales para 2024, millones de dólares adicionales que podrán servir para reforzar los servicios públicos.

Con compromisos electorales como esos –que Ardern ya se está encargando de cumplir–, el Partido Laborista lograba revalidar su mandato al recibir en las generales del pasado mes de octubre su mayor apoyo electoral en el último medio siglo y con él la mayoría absoluta en el Parlamento neozelandés. Ardern conseguía así la posibilidad de gobernar sin necesidad de pactos –algo que ninguna formación política había logrado desde la entrada en vigor de la actual ley electoral hace un cuarto de siglo–, pero no obstante decidía ceder dos ministerios al Partido Verde, su socio de gobierno en la anterior legislatura. Y contar con cinco ministros de etnia maorí.

Ardern es la líder del Partido Laborista de Nueva Zelanda desde agosto de 2017 y la primera ministra del país desde octubre del mismo año. En las generales de aquel año 2017 logró 46 de los 120 escaños del Parlamento neozelandés y en las del pasado año 2020 aumentó su número de escaños hasta 65, convirtiéndose así en uno de los principales referentes de la socialdemocracia a nivel mundial precisamente por su éxito electoral basado en políticas centradas en “mejoras reales y largamente esperadas” en favor de la mayoría de la población y especialmente de los sectores “más vulnerables”, políticas en las que se enmarca también su subida de impuestos a los más ricos.

El Partido Laborista de Nueva Zelanda, que se define como “de centroizquierda”, es miembro de la denominada Alianza Progresista desde la fundación de esta en 2013. La Alianza Progresista pretende convertirse en la organización del movimiento “progresista, socialdemócrata, socialista y laborista” a nivel mundial y la mayoría de los partidos que la integran son miembros o exmiembros –y este último es el caso del Partido Laborista de Nueva Zelanda– de la Internacional Socialista. En la Alianza Progresista se integran también el Partido Demócrata de Estados Unidos, el Partido Laborista de Reino Unido, el SPD de Alemania, el Partido Socialista de Francia o el PSOE de España, que se está mostrando mucho más reticente que Ardern a subir impuestos a los más ricos.

Comparte esta noticia

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes

2 Comentarios

2 Comments

  1. mochuelillo

    28 de abril de 2021 20:34 at 20:34

    Vaya,lo mismo que aquí.
    Por cierto,el de inditess ha vacunado a sus esclavos de india?.Es que las vacunas las producen allí.
    Si los millonarios en vez de ganar cien millones ganaran noventa y nueve creo que seguirian teniendo lo mejor para sus delicadas tripitas,que poca humanidad y solidaridad.Ojalá ganara yo cien millones y pagara cincuenta a ciencia,sanidad,educación,bienestar,investigación,energía verde….menos a algunas garrapatas….quizá por eso no lo hagan.Algún psicólogo ha hecho alguna tesis porqué los ricos son reacios a pagar?,es una enfermedad,un transtorno?. En españa tendrían mucho material.

  2. mariano tomas Fuentes Alvaro

    29 de abril de 2021 09:53 at 09:53

    Lo que no entiendo, quizas por que no llego, es la razon de por que los que hablan representando a la izquierda y/o a progresistas no hablan apenas y con CIFRAS de lo que pagan en tributos los de «a pie», los medianos y pequeños empresarios y lo que pagan las grandes empresas incluyendo esos bancos que no devuelven los más 55.000 millones que aún deben del préstamo que el PP les hizó allá por 2008 («Van a devolver hasta el ultimo centimo» dixit Santamaria , la Vice de M. rajoy). O cuenten a los ciudadanos con frecuencia cuales son los ingresos por tributacion respecto al PIB en Alemania,Francia, Italia, Paises Bajos,.., y cuanto son esos ingresos en esta España de nuestros dolores. Creo que no vendria mal contar más, con CIFRAS, lo que ocurre con los impuestos aqui y no repetir solo y simplemente el mantra de que hay que subir los impuestos a los ricos, que claro que deberia ser imprescindible, pero con CIFRAS que las hay y posiblemente pondrian ante el espejo a los del partido corrupto y sus palmeros.Dejemos las creencias sin más y usemos los hechos para exponerlas.

¿QUIERES AÑADIR UN COMENTARIO?

HAZTE SOCIO/A AHORA o para poder comentar todas nuestras noticias

TE NECESITAMOS PARA SEGUIR CONTANDO LO QUE OTROS NO CUENTAN

Si piensas que hace falta un diario como este, ayúdanos a seguir.

HAZTE SOCIO por 5 euros al mes